DESNUTRICIÓN Y BAJO RENDIMIENTO ESCOLAR

Marga Muñiz Aguilar

Gracias a los avances en Neuropsicología hoy sabemos que la desnutrición pre y postnatal puede ser considerada un factor de riesgo y un predictor de bajo rendimiento escolar, ya que en esas etapas una nutrición adecuada es fundamental para el desarrollo cerebral. Sin embargo es uno de los factores que menos se tiene en cuenta a la hora de buscar las causas del bajo rendimiento escolar de muchos niños procedentes de adopción internacional.

La importancia de una nutrición adecuada empieza antes de nacer, con la nutrición de la madre. Las deficiencias nutricionales que durante el embarazo tienen mayor potencial para causar efectos adversos en los aprendizajes escolares son un inadecuado aporte de proteínas, así como una deficiente aportación de hierro y de yodo.

Estas carencias provocan dificultades en la coordinación visomotora y en la motricidad fina en general, así como pobreza de vocabulario, problemas de lectura, un umbral de atención bajo, trastornos de conducta, etc.

Por otra parte, la desnutrición ocurrida en los primeros años de vida tiene un efecto mayor que la ocurrida a edades más adelantadas, ya que puede ocasionar alteraciones que pueden ser permanentes e irreversibles. Entre estas alteraciones se encuentran valores bajos en las pruebas de lenguaje, en las perceptuales y de razonamiento abstracto, así como pobreza de memoria, labilidad emocional y falta de motivación.

En un estudio comparativo realizado en Chile entre dos grupos de escolares con y sin desnutrición en el primer año de vida, los resultados mostraron que los escolares que sufrieron desnutrición tenían un coeficiente intelectual 25 más bajo y su rendimiento escolar equivalente a la tercera parte del que presentaron los escolares no desnutridos.

EL CASO DE ETIOPIA

La dieta etíope está compuesta principalmente por cereales (maíz, sorgo, teff), cultivos de raíces y tubérculos (ensete, patatas, batatas), legumbres y semillas oleaginosas.

A pesar de la abundante población ganadera, el suministro alimentario procedente de productos pecuarios es muy limitado, especialmente en las áreas rurales, si exceptuamos las zonas nómadas donde la leche es uno de los componentes principales de la dieta.

Más de la mitad de los menores de cinco años y más de la cuarta parte de las mujeres en Etiopía son anémicos, siendo la causa principal la carencia de hierro debida al bajo consumo de alimentos de origen animal.

La carencia de yodo tienen aún una prevalencia elevada, en particular en las zonas montañosas del país. En 2005 sólo el 20% de los hogares consumía sal adecuadamente yodada.

La carencia de vitamina A es un grave problema de salud pública que afecta a los niños pequeños y a sus madres, llegando a alcanzar niveles alarmantes en Amhara y Tigray.

Según un informe de la FAO, la prevalencia de subnutrición en este país alcanza al 55% del total de su población, lo que significa que 36 millones de personas están subnutridas.

El consumo de calorías por día en Etiopía es de 1.667, menos de la mitad de las calorías que consumimos en los países desarrollados.

EL CASO DE MALI

La dieta tradicional de Mali se basa principalmente en cereales (mijo, arroz, sorgo, maíz). La alimentación básica se complementa con productos lácteos y en menor medida con legumbres, raíces feculentas (batatas, ñame y yuca) frutas y hortalizas.

La dieta carece de diversidad y es pobre en micronutrientres esenciales, siendo los índices de malnutrición muy elevados. La anemia, es decir, la falta de hierro, es un grave problema de salud pública, así como la carencia de vitamina A.

En Mali, uno de cada cuatro niños sufre malnutrición crónica.

CONCLUSIONES

– Todas estas circunstancias se consideran como factores de riesgo en cuanto a los aprendizaje escolares, ya que si un niño llega a la edad escolar después de haber sufrido desnutrición crónica en sus primeros años es probable que su rendimiento escolar se vea afectado negativamente en alguna forma e intensidad.

– Las alteraciones estructurales en el cerebro dependen de la duración y de la intensidad de la deprivación nutricional, así como también del estadio en el que se encuentre el cerebro en ese momento. El período de máximo crecimiento cerebral es el que ofrece mayor vulnerabilidad. Los dos primeros años de vida con los más claves en este sentido.

– La desnutrición pre y postnatal son factores de riesgo y predictores de bajo rendimiento escolar, por lo que es importante que las familias adoptivas cuyos niños procedan de zonas con malnutrición crónica lo tengan en cuenta ya que una vez incorporados a sus nuevas familias, estos niños también se incorporan a una sociedad con altas demandas en los aprendizajes escolares.

– Las mejoras en la nutrición después de los dos años, no siempre supone una recuperación del potencial perdido. Según un estudio realizado con niños coreanos adoptados por familias americanas, aquellos que habían sido adoptados antes de los dos años mostraban comparativamente mejores puntuaciones en pruebas cognitivas que los niños adoptados más tardíamente

– Las posibilidades de revertir estos condicionantes adversos dependen en gran medida de las interacciones mutuas de varios factores, entre los cuales son fundamentales un diagnóstico precoz, una rehabilitación apropiada y de calidad por medio de programas que estimulen las funciones cognitivas deficitarias y un soporte psicosocial y afectivo adecuado, tanto por parte de las mismas familias como de la comunidad educativa.

En algunos países, como Guatemala, Perú, Ecuador, Bolivia, etc. se están desarrollando iniciativas muy interesante donde se pueden apreciar los efectos de la desnutrición en el desarrollo físico, intelectual y psicológico de los menores. No se trata de niños adoptados, sino de comunidades rurales de dichos países, pero los resultados obtenidos son perfectamente representativos de lo que han vivido muchos de los menores procedentes de adopción internacional en cuyos países hay un alto índice de desnutrición.

Las familias y los centros educativos deben tomar conciencia de las consecuencias de la desnutrición en el rendimiento escolar para no ser injustamente punitivos con estos menores. Es bastante duro pensar que han salido de una situación de injusticia social, económica o política para introducirlos en otro sistema de injusticia, en este caso, injusticia escolar porque, a veces, tanto las familias como los centros escolares tienen unas expectativas académicas poco realistas. Lo cierto es que no siempre ese rendimiento académico está dentro de sus posibilidades debido, entre otros factores, a la desnunutrición que han sufrido durante el embarazo y/o los primeros años de sus vidas.

Mi futuro en mis primeros centímetros

Libro recomendado: Neuropsicología del abandono y maltrato infantil

Especialmente el capítulo 14 dedicado al tema (Desnutrición y bajo rendimiento escolar).

aptura de pantalla 2014-11-23 a la(s) 05.58.34

Desayuno y rendimiento escolar

Clipboard06

 Marga Muñiz Aguilar.

Ahora que empieza el curso es importante tener en cuenta una cuestión, que generalmente no se tiene muy presente, aunque es fundamental para alcanzar un buen rendimientos escolar. Se trata del desayuno.

El aprendizaje es una de las funciones más complejas del cerebro humano.Requiere un adecuado nivel de atención y concentración para captarinformación, analizarla, almacenarla y luego poder evocarla en el momento que se necesite.

El cerebro es una intrincada maraña de neuronas y cables eléctricos interconectados entre sí que funciona en base a sustancias químicas muy simples, en su mayoría proteínas, cuyo papel es transmitir un mensaje de una célula nerviosa (neurona) a otra. Esta conexión a través de sustancias químicas, se repite en todo el cerebro y desde la más simple de las actividades como mover un dedo, hasta las funciones más complicadas de la mente como la memoria, la concentración mental, la capacidad de análisis, la abstracción, el aprendizaje y la integración del pensamiento, dependen de la capacidad que tenemos de producir estas sustancias, llamadas también neurotransmisores o transmisores del impulso neuronal, sustancias que obtenemos de la alimentación.
Una vez establecido el desarrollo cerebral, nuestra capacidad de atención, concentración y alerta, depende prioritariamente de la existencia de un aporte continuo de azúcar (glucosa) al cerebro. Esta necesidad del cerebro se debe a que éste no tiene ningún sistema para almacenar combustible, así que continuamente debe tomar pequeñas cantidades de azúcar (glucosa) de la sangre para poder seguir funcionando. Por esta razón, una momentánea caída de los niveles de azúcar sanguíneo, ocasiona un reto al funcionamiento cerebral y desencadena una serie de reacciones de sobrevivencia, al tiempo que afecta enormemente el aprendizaje.

La doctora Daniela Jakubowicz, endocrinóloga, lo explica de manera ingeniosa así:

Clipboard08

Imaginemos el proceso: 
Suena el despertador y el cerebro empieza a preocuparse. ‘Ya hay que levantarse y estamos escasos de combustible’. Llama a la primera neurona que tiene a mano y manda mensaje a ver qué disponibilidad hay de glucosa en la sangre. Desde la sangre le responden: ‘Aquí hay azúcar para unos 15 a 20 minutos, nada más’. El cerebro hace un gesto de duda, y le dice a la neurona mensajera: ‘De acuerdo, vayan hablando con el hígado a ver qué tiene en reserva’. En el hígado se consultan la cuenta de ahorros y responden que ‘a lo sumo los fondos alcanzan para unos 20 a 25 minutos’.
En total no hay sino cerca de 290 miligramos de glucosa, es decir, alcanza para 45 minutos, tiempo en el cual el cerebro ha estado rogándole a todos los santos a ver si se nos ocurre desayunar.
Si estamos apurados o nos resulta insoportable comer en la mañana, el pobre órgano tendrá que ponerse en emergencia: ‘Alerta máxima: nos están tirando un paquete económico. ¡Cortisona, hija, saque lo que pueda de las células musculares, los ligamentos de los huesos y el colágeno de la piel! La cortisona pondrá en marcha los mecanismos para que las células se abran cual cartera de mamá comprando útiles, y dejen salir sus proteínas. Estas pasarán al hígado para que las convierta en glucosa sanguínea.El proceso continuará hasta que volvamos a comer.

Como se ve, quien cree que no desayunar tiene poca importancia, se está engañando: Se come sus propios músculos, se auto devora.
La consecuencia es la pérdida de tono muscular, y un cerebro que, en vez de ocuparse de sus funciones intelectuales, se pasa la mañana activando el sistema de emergencia para obtener combustible y alimento”.
Esta ingeniosa descripción la confirman los estudios realizados al respecto. En Estados Unidos se evaluaron a 800 niños, entre 9 y 11 años de edad, para ver el impacto que tenía la falta de desayuno en el funcionamiento cerebral. El test fue realizado a las 11 de la mañana, y se comparó a un grupo de niños que no desayunó nada ese día, con otro grupo, los niños que comieron un desayuno rico y equilibrado. Dos semanas después, se invirtieron los grupos y los que habían desayunado, en esta ocasión, hicieron las pruebas sin desayunar y viceversa. Se observó que en los niños que no habían desayunado, su coeficiente intelectual se mantenía, pero la capacidad de aprendizaje y alerta al realizar cuentas y captar nuevos conocimientos, se vio seriamente afectada por la falta de desayuno. Los niños que no habían desayunado se equivocaban más, se distraían más, captaban menos las imágenes visuales, tenían disminución de la memoria y de la capacidad de razonamiento. La investigación constató que no desayunar antes de salir a la escuela o hacer un desayuno muy pobre afectaba profundamente el rendimiento escolar.
Los adolescentes españoles no tienen una alimentación adecuada. Lo pone de
manifiesto el informe «Los adolescentes españoles y su salud», patrocinado por la Organización Mundial de la Salud (OMS) y coordinado en nuestro país por el Ministerio de Sanidad y Consumo y la Universidad de Sevilla. Según este trabajo, una cuarta parte de los adolescentes españoles presenta un consumo bajo de frutas y verduras y, por contra, muy elevado de dulces y refrescos.
Un 16,1% de los chicos y chicas de 11 a 18 años se salta el desayuno, y sólo un 30% desayuna correctamente. Un 22% acude a clase habiendo desayunado
tan solo un vaso de leche. Así queda registrado en el último estudio de la Sociedad Española de Dietética y Ciencias de la Alimentación (SEDCA). Un 35% de los niños dedica menos de 10 minutos a desayunar, tiempo insuficiente para tomar un desayuno completo y equilibrado.
Según los expertos, un desayuno completo debe incluir cereales, fruta y lácteos. Si no se ingieren estos alimentos en la primera comida del día, no sólo se producirá un bajo rendimiento escolar, sino que, probablemente, surgirán problemas de desorden alimenticio y algo que cada vez es más habitual: la obesidad infantil.

En Finlandia, que tiene el sistema educativo más prestigioso del mundo, el desayuno suele ser bastante fuerte y se compone de lácteos, frutas y cereales.

Clipboard07


Es interesante observar que en Finlandia, que tiene el sistema educativo más prestigioso del mundo, sistemáticamente situado en los primeros puestos del ranking por excelencia, el informe PISA, el desayuno suele ser bastante fuerte, se consume entre las 7 y las 10 de la mañana, y se compone de lácteos, frutas y cereales.
La conclusión es fácil de hacer. Considerando que la falta de alimento produce un declive gradual en la glucosa y en los niveles de insulina que puede interferir con diferentes funciones cognoscitivas, como el aprendizaje, la atención, la memoria activa, etc. y teniendo en cuenta que la mañana es uno de los momentos en que los niños y niñas hacen trabajar más el cerebro y utilizan mucha más energía, el proporcionarles un desayuno rico y equilibrado se convierte en una herramienta más para un rendimiento escolar adecuado.

LAS TERTULIAS DE LA ESCUELA DE FAMILIAS ADOPTIVAS Y ACOGEDORAS

Excelente resumen con todos los enlaces, realizado por Mercedes Moya.

Han terminado las tertulias de la Escuela de familias adoptivas y acogedoras. Unas tertulias online abiertas a todas las familias aunque en un principio enmarcadas en el curso Escuela de Familias con TEAF  dirigido a familias con hijos o hijas con Trastorno del Espectro Alcohólico Fetal (TEAF) y del que la Asociación ADOPCIÓN PUNTO DE ENCUENTRO ha formado parte.

Después de una minuciosa preparación y diseño, el curso arrancó su andadura el 3 de febrero y  debido a las circunstancias de confinamiento que todos conocemos decidió reinvertarse, ampliarse y abrirse a todas las familias y profesionales que quisieran participar.

La Escuela de Familias con TEAF es una iniciativa pionera en España. Su objetivo principal era formar a un grupo de familias con hijos/as afectados por el Trastorno del Espectro Alcohólico Fetal, para ayudarles a mejorar sus habilidades educativas y emocionales y a saber cómo pueden acompañar y apoyar a sus hijos e hijas en su desarrollo, para que sean capaces de llevar una vida autónoma y satisfactoria Un curso que se ha coordinado desde la Escuela Andaluza de Salud Pública (Consejería de Salud y Familias) con la colaboración de Tolerancia Cero y la Asociación Adopción Punto de Encuentro y que cuenta con el apoyo de la Obra Social La Caixa, pero el proyecto ha terminado ensanchándose a lo largo y a lo ancho  y han sido muchísimas las familias, además de las afectadas por el TEAF,  las que han podido beneficiarse y nutrirse de este gran proyecto que ha conseguido aglutinar a los mejores especialistas en adopción , infancia y adolescencia de nuestro país y ha traspasado fronteras y beneficiado a familias de muchos otros países además del nuestro.

El programa formativo Dirigido y coordinado por Maria Angeles Prieto Rodriguez, Profesora Escuela Andaluza Salud Publica y Directora Escuela de Pacientes y madre adoptiva, ha contado  con los mejores expertos/as nacionales en TEAF:  Oscar García  Algar,  Jefe de servicio de Neonatología del Hospital Clinic-Maternitat, Barcelona. Marta Astals. Psicóloga y Máster en dificultades de aprendizaje. Nuria Gómez Barros. Psiquiatra, coordinadora del programa TEAF del servicio de Psiquiatría del Valld’Hebrón Barcelona y Marga Muñiz, orientadora educativa y terapeuta experta en TEAF.

Debido al confinamiento (o podemos decir que gracias a él), las familias en número creciente cada semana, han podido participar cada jueves en unas magníficas charlas que seguidas por las preguntas y el compartir experiencias de las personas conectadas asistentes, han hecho de este espacio virtual un sostén y un apoyo de muchísimo valor para todos.

En ellas, además de los profesionales del programa formativo inicial, han intervenido: (Para ver las tertulias en vídeo pincha en los TÍTULOS de las conferencias)

Montse Lapastora, Naghmed Meraji y Judith Ruiz-Olivares, psicólogas del Centro de Psicología y Adopción  Psicoveritas sobre El duelo y el miedo a la pérdida de seres queridos en esta situación de crisis por la pandemia de la Covid-19.

Rafael Benito Moraga, psiquiatra especialista en neurobiología del apego. El trauma y el desarrollo el Trastorno del Espectro Alcohólico Fetal (TEAF)

Marga Muñiz, orientadora escolar y logopeda. El Trastorno Alcohólico Fetal(TEAF) , sus repercusiones en el aprendizaje. Navegando por aguas desconocidas. sobre cómo sobrevivir a las tareas escolares Aportando la guía GUÍA CUANDO APRENDER ES VOLVER A EMPEZAR (que podéis descargarla aquí)

ADOPCIÓN PUNTO DE ENCUENTRO ha formado parte de este curso aportando , entre otras cosas la guía  MINI GUÍA DIDÁCTICA Rutinas, Cambios y Transiciones AAPE  y el audiovisual Cómo ayudarles en las rutinas, cambios y transiciones, un vídeo didáctico para los padres, para ayudarles a ayudar a nuestros niños y niñas, a afrontar las rutinas y los cambios, esas transiciones de una tarea a otra que a veces les resultan tan difíciles por que tienen poca flexibilidad y orientarles para que puedan gestionar el tiempo.

Tanto María Martín Titos, Presidenta de AAPE como Mercedes Moya  Directora de contenidos y editora del material audiovisual y  guías para este curso, participaron en la tertulia  Cómo ayudarles en las rutinas, cambios y transiciones junto con  Maria Ángeles Prieto Rodríguez,coordinadora de esta Escuela, Marga Muñiz Aguilar, logopeda y orientadora educativa, con Carlos Martínez Bermúdez, psicólogo y psicoterapeuta, y Gina Bravo, psicóloga de la Asociación Aldaima, en la que hablamos sobrecómo manejar las transiciones entre actividades y mejorar la gestión del tiempo.dialogamos también sobre cómo manejar todo eso en los momentos de confinamiento en casa.

Juan Alonso Casalilla, psicólogo experto en adopción y acogimiento. Cómo viven el confinamiento los niños, las niñas y adolescentes.

José Luis Gonzalo Marrodán, psicólogo clínico, experto en trauma. Ampliar la mirada de la infancia y la adolescencia que ha sufrido malos tratos.

José Manuel Morell Parera, Director de la Escuela Nacional de Formación Aldeas Infantiles de España y psicoterapeuta. Conecta y redirige.  Sobre inteligencia emocional haciendo hincapié en el vínculo entre el desarrollo neurológico del niño/a y el modo en que las madres y los padres reaccionan ante las malas conductas.

Carlos Martínez Bermúdez, psicólogo clínico. Trauma Complejo del Desarrollo

José Ignacio Díaz Carvajal, médico psicoterapeuta.Con dos tertulias: Cómo potenciar la parentalidad positiva  y con el taller El poder de la empatía y la paciencia y Cómo potenciar la parentalidad positiva

Alberto Vaquero jefe de proyectos de la  Fundación ONCE, Funcionamiento de programas de formación y empleo para adolescentes y jóvenes con discapacidad de Inserta Empleo para facilitar la integración de las personas con discapacidades en la vida económica y social

Jacinto Castillo de Visual TEAFpresentó el programa ‘Empleo con Valor’, una iniciativa de formación e inclusión laboral de jóvenes con Trastorno del Espectro Alcohólico Fetal.

Rafael Llor de la Asociación Albores de MurciaHerramientas a jóvenes que abandonan tempranamente el sistema educativo por diversas razones.

Francisco J. López Aguado, director de la asociación Inserta Empleo en Andalucía,  Mónica Lorenzo Vázquez, directora de Habvida, una organización de acompañamiento a adolescentes y jóvenes con discapacidad en el antes y durante de su inmersión laboral, con la tertulia Estrategias y proyectos para el empleo de jóvenes con TEAF explicaron el programa ‘Empleo con Valor’, una iniciativa de la asociación Visual TEAF.

Charo Blanco Guerrero Directora del Centro Concilia impartió el  Taller Sintonizándome con mi hijo o hija.

Como colofón y para cerrar el ciclo de tertulias la titulada «Cuindándonos en Red» , en la que la directora e impulsora de las tertulias Maria Ángeles Prieto Rodríguez, compartió su propio testimonio y experiencia como madre adoptiva dando una  serie de pautas y consejos que a veces a los padres, madres y cuidadores se nos olvida lo necesarias que son. cómo ella bien dice:

«El apoyo, el acompañamiento, ser la figura de resiliencia de nuestros hijos e hijas no puede implicar renunciar a nuestra vida».

Queremos dar las gracias a la Escuela de familias adoptivas, acogedoras y colaboradoras y a su equipo sin olvidarnos de Fina Marín, por haber llevado a cabo este proyecto. Para Adopcion Punto de Encuentro ha sido un honor y un orgullo poder colaborar y participar en este gran trabajo que sin duda ha sido muy importante para el universo adoptivo. Estamos orgullosos de hacerlo al lado de profesionales tan ilustres como generosos, muchos de ellos si no la gran mayoría, son colaboradores de  adopcionpuntodeencuentro.com y heos estado encantados de compartir y aprender tanto de ellos como de todas las familias que han asistido y participado y que han sido el motor y la razón de estas tertulias y cuyas ganas de aprender y de saber para ayudar  a sus hijos e hijas en sus dificultades son también la razón de la existencia de esta web.

El equipo de:

ADVERSIDAD TEMPRANA, TEAF Y CONFINAMIENTO.

Marga Muñiz Aguilar

Se cumple un mes del inicio del confinamiento para evitar la propagación del Covid19. Para sorpresa de muchos, este tiempo de confinamiento no está siendo tan complicado para muchos menores, adolescentes y jóvenes que han sufrido adversidad en la infancia temprana, TEAF, etc. Sus familias comentan que, por el contrario, están encantados con el confinamiento, más tranquilos, incluso más cercanos, compartiendo juegos, cocinando o haciendo deporte juntos.

Es verdad que no es en todos los casos, pero esos comentarios me han hecho  pensar por qué para algunos el confinamiento está suponiendo una experiencia positiva.

La siguiente carta es fruto de esa reflexión, una hipótesis de trabajo. Creo que es importante encontrar una respuesta para que este tiempo de confinamiento no sea simplemente un paréntesis en sus vidas.

Dicen que muchas personas están aprovechando estos días dentro de casa para hacer limpieza, arreglar cajones, tirar cosas que no sirven pero que han guardado durante años. Quizás también es un buen momento para hacer limpieza dentro de nuestra casa interior, nuestro yo, y deshacernos de cosas inservibles que no funcionan, poner orden en nuestros cajones interiores… y que cuando salgamos de nuevo a la vida fuera de nuestras casas no sólo hayamos acabado con el virus sino también con muchas situaciones y sentimientos tóxicos que están poniendo en peligro nuestra vida interior y la de los nuestros.

CARTA A MI MADRE Y MI PADRE

Creíais que no iba a aguantar.

Que explotaría estando tanto tiempo en casa.

Y no está siendo así.

Para vuestra sorpresa.

Pero no para la mía.

No he explotado todavía.

Ni lo voy a hacer.

Aunque esto dure mucho.

Aunque sí que estoy enfadado.

Y siento rabia.

Primero fue TDAH.

Después SAF.

Ahora TEAF.

También lo llamáis Adversidad Temprana.

¡Qué más da!

Muchos nombres para nada.

No necesito siglas.

Ni diagnósticos.

Necesito que me veáis a mí.

Y ha tenido que llegar este maldito virus para que me entienda yo mismo.

Y para que, espero, me entendáis vosotros.

¿Sabéis por qué me siento a gusto con el confinamiento?

Porque el mundo de fuera para mí es un mundo hostil.

Sí, he dicho hostil.

Muy hostil.

Tengo que luchar por todo más que los demás.

Y todo para no conseguir nada.

Para fracasar.

Sí, para no llegar nunca.

Porque no apruebo.

Porque no tengo amigos.

Porque no encuentro trabajo.

Y si lo encuentro no lo mantengo.

Tampoco tengo pareja.

Y si la encuentro, tampoco la mantengo.

En casa, con el confinamiento,

No se espera nada de mí.

Sólo que no la líe.

Así que, por fin, cumplo vuestras expectativas.

No la estoy liando.

Ahora da igual que no tenga amigos.

De todas formas no se puede salir con ellos.

Da igual que no siga el ritmo de los demás en clase.

Porque ahora no hay clases.

Da igual que no tenga trabajo.

Porque no se puede salir a trabajar.

Y yo, por fin, me siento seguro.

Tranquilo.

En casa.

Con el confinamiento.

Ahora no tengo que demostrar nada.

No me tengo que comparar con nadie.

Ahora no soy agresivo.

No exploto tanto.

En realidad, no exploto nada.

¿Y si cuando se acabe el confinamiento

dejo de sentirme así?

Me da miedo.

Porque prefiero vivir así.

Sin explosiones ni violencia.

He oído decir que este virus va a suponer un cambio de paradigma.

No sé que quiere decir eso.

Pero sí sé qué es lo que me gustaría que pasara.

Que dejarais de compararme.

Que dejarais de esperar cosas que no puedo hacer.

Qué esperaseis las que sí puedo hacer.

Aunque no fueran las que os hubieran gustado para mí.

Que yo os quiero.

Aunque a veces no lo parezca.

Claro que a mí a veces me parece que no me queréis.

Aunque sé que lo hacéis.

Creo que todo está desordenado.

Y no solamente yo.

Me gustaría poner orden en mi vida.

Pero para eso necesito que vosotros también lo pongáis.

Sí, vosotros que parecéis tan ordenados.

A mí no me lo parecéis.

O al menos no es el orden que yo necesito.

Necesito sentir que primero me veis a mí.

Y después las cosas que hago.

O las que no hago.

Y no al revés.

Ya sé que tiene que ser duro tener un hijo como yo,

que no soy como os gustaría que fuera.

Pero también es duro para mí saberlo y sentirlo.

Muy duro.

Ya me gustaría a mí ser ese hijo o esa hija que esperabais.

¿Y que hago yo si no llego?

Hasta ahora me rebelaba y explotaba.

Ahora he descubierto por qué me rebelo y exploto.

Y espero que vosotros también lo descubráis.

Quiero seguir confinado toda mi vida.

Aunque ya no haya confinamiento.

Aunque salga a estudiar.

O a trabajar.

O con chicos y chicas de mi edad.

O no.

Quiero sentir que no me comparáis con nadie.

Quiero sentir que me aceptáis como soy.

Con mis debilidades y mis fortalezas.

Que soy como los demás.

Uf, se me ensancha el pecho sólo de pensarlo.

Sí, soy como los demás.

Para vosotros.

Para mí.

Para los demás.

¡Qué descanso!

Sólo de pensarlo me tranquilizo.

Sólo de sentirlo me siento más capaz.

Capaz de proponerme retos.

Y de cumplirlos.

Capaz de cambiar.

Y hacerlo.

Capaz de ser yo mismo.

Y serlo.

Capaz de cumplir vuestras expectativas.

Aunque no fueran las primeras que tuvisteis sobre mí.

Pero sí son las que yo puedo cumplir.

Gracias al confinamiento.

A lo aprendido.

Y a lo vivido.

Quiero volver a empezar.

Empezar sin reproches ni resentimiento.

Empezar de cero o de cien.

Pero empezar de nuevo.

Desde otro sitio.

Desde otro espacio.

Os espero allí.

Os quiero.

Marga Muñiz Aguilar tiene otros artículos de interés en esta web. Te invitamos a leerlos. Merece mucho la penaPINCHA AQUÍ

Sección dirigida por  Marga Muñiz Aguilar, Orientadora Educativa, Terapeuta, especialista en temas educativos y adopción internacional. Fundadora y directora de la asociación Tolerancia Cero que en este espacio pondrá en relieve aspectos de interés vital  que sirvan para comprender, hacer más visible y ayudar a todas las familias, a los niños y niñas y adolescentes que de una u otra forma se ven afectados por elTrastorno del Espectro Alcohólico Fetal (TEAF).

CUANDO APRENDER ES VOLVER A EMPEZAR. Guía de TEAF para la escuela.

En estos momentos en los que el Estado de Alarma nos obliga a permanecer en casa y  a que nuestros hijos estudien con nosotros, es importante que conozcamos algunas de las peculiaridades de su forma de aprender, algo que muchas veces no se tiene en cuenta en los centros escolares donde permanecen tantas horas con resultados tan poco gratificantes para ellos ya que no suele haber relación entre el esfuerzo que realizan y los resultados que obtienen.

Con la Guía CUANDO APRENDER ES VOLVER A EMPEZAR queremos poner al alcance de las familias y de los profesionales de la enseñanza un material para conocer la forma en la que aprenden los menores que han sufrido adversidad en la infancia temprana, entre ellas la ingesta de alcohol durante el embarazo, de manera que los esfuerzos que realizan tenga la recompensa que se merecen.

Generalmente se dice de estos alumnos que tienen problemas de aprendizaje, pero en realidad se trata de un problema de enseñanza ya que el problema es que el sistema educativo no sabe cómo enseñarles. Y esto es importante. Que las familias y ellos mismos pongan el foco en el lugar adecuado, porque no es que no puedan aprender, es que aprenden de otra manera, con otras estrategias y con otros tiempos.

Por eso, esta situación de confinamiento se puede convertir en una oportunidad de oro para poner en marcha estrategias y recursos más eficaces que les permitan tener experiencias de éxito, crear una base de conocimiento más firme y hacer que las tareas escolares dejen de ser la mayor fuente de estrés y de conflicto dentro de las familias para convertirse en experiencias gratificantes que fortalezcan el vínculo y las relaciones en el seno familiar, un lugar y un espacio donde se sientan acogidos, reconocidos y valorados mientras aprenden, algo muy alejado de lo que la mayoría de las veces  viven en su día a día en los centros escolares, pero algo que todos ellos, como cualquier otro alumno, merece.

Siguiendo a Einstein, si queremos conseguir resultados diferentes, hagamos cosas diferentes y, por tanto, no reproduzcamos en casa durante el confinamiento las formas y el estilo de enseñanza que usan en los centros escolares con nuestros hijos, sino aquellas formas y estilos que favorezcan y faciliten su forma de aprender. Ellos y vosotros lo agradeceréis y los disfrutaréis.

En esta Guía podéis encontrar ideas y sugerencias sobre cómo hacerlo

AQUÍ LA TENÉIS EN PDFCUANDO APRENDER ES VOLVER A EMPEZAR

Autora: Marga Muñiz Aguilar. 

Edición y formato en pdf de Mercedes Moya Herrero.

Si tenéis cualquier duda o pregunta os podéis poner en contacto con Marga Muñiz Aguilar en marga@toleranciacero.org.es


OTRA FORMA DE APRENDER ES POSIBLE

En estos momentos en los que nos tenemos en quedar en casa debido el estado de alarma decretado por el gobierno y, de esta forma, contribuir entre todos a terminar con el Covid19, queremos ofrecer de manera totalmente gratuita un libro con muchas actividades y enlaces de internet para aprender de una forma lúdica a través de las actividades de la vida cotidiana.
También puede ser el momento ideal para reforzar vínculos, disfrutar juntos y, de paso, aprender de otra forma. Por ejemplo, a través del movimiento (incluso dentro de casa); o a través de las nuevas tecnologías, cuyo uso habitualmente les tenemos restringidas; también a través de los juegos tradicionales, que las largas jornadas de los meses lectivos y las nuevas formas de vida en la ciudad los hacen prácticamente desconocidos para la mayoría de nuestr@s hij@s. La imaginación y la creatividad son también buenas maestras: démosles alas.
Se trata, en suma, de poner en práctica la famosa frase de Einstein: “Si buscas resultados diferentes no hagas siempre lo mismo”. Estos momentos de confinamiento en casa son muy apropiados para comprobar, sin la presión de las tareas diarias, los exámenes, etc., que, efectivamente, otra forma de aprender es posible.
El objetivo de este libro es dar ideas, sugerencias y recursos de la vida cotidiana que pueden ayudar a mejorar las habilidad cognitivas necesarias para los aprendizajes escolares, pero haciéndolo desde una perspectiva lúdica y motivadora.  

Puedes descargarlo pinchando aqui